Tánatos y eros

Freud utilizó estos dos términos para referirse a los dos instintos básicos que subyacen en cada persona, antitéticos y de alguna manera complementarios.

El tánatos es la pulsión irrefrenable hacia la muerte, la autodestrucción, el deseo de abandonar el deseo por la vida. Como cinéfilo irredento, creo que hay una película que sin ser excepcional representa muy bien este impulso. El tánatos es él, Ben.

Por otro lado está el eros la pulsión de vida que engloba el de la sexualidad en sentido amplio. En la película ella es el eros, Sera, la arrebatadora Elisabeht Sue.

Quien no se emocione con cualquiera de las dos versiones de un Sting irrepetible, es que no sabe lo que es vivir y sufrir.

La historia tras la película es aún mas terrible, ya que el libro está inspirado en la vida del escritor John O´Brien, que se suicidó antes de comenzar el rodaje de la propia película. Su padre comentó que la película era su nota de suicidio.

One Reply to “Tánatos y eros”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .